Mié. Feb 21st, 2024

Las cerraduras inteligentes cada día son más buscadas por los propietarios que desean optimizar el nivel de seguridad de sus hogares, aunque su mecanismo es similar al de una cerradura mecánica, lo que atrae el interés de sus usuarios, son los protocolos de seguridad en los cuales se basan sus diferentes métodos para abrir la cerradura.

Bluetooth

Al momento de instalar su cerradura inteligente, debe realizar la configuración para definir el método de apertura que va a utilizar. En caso de elegir la conexión vía Bluetooth, es una de las opciones más cómodas que puede elegir, además, la batería tendrá mejor rendimiento, que con otras conexiones, como el WiFi.

De acuerdo con cerrajeroPRO, cuando la cerradura ha sido configurada para reconocer la conexión Bluetooth y tiene un uso normal, la batería de la cerradura podría tener una duración de aproximadamente un año.

Otra ventaja de optar por este protocolo de seguridad, es que es compatible con cualquier teléfono inteligente y no requiere de dispositivos adicionales para poder disfrutar todas las funciones que ofrece esta cerradura.

Sin embargo, existe una limitante con este tipo de conexión, y es que la señal Bluetooth tiene un alcance estimado de 50 metros, es decir, si usted se encuentra a más de 50 metros de su cerradura, no tendrá manera de controlar su cerradura en ese momento, debe acercarse un poco más, para que la señal pueda ser captada por la cerradura y establecer la conexión, para cumplir con las instrucciones del usuario.

WiFi

Este es el tipo de conexión favorita de muchos usuarios, porque su principal ventaja es la capacidad de poder conectarse y administrar la cerradura, desde cualquier lugar del mundo, siempre que disponga de una conexión a Internet.

Además, se puede conectar con su cerradura desde cualquier dispositivo, no de manera exclusiva con su Smartphone. En otras palabras, si usted cuenta con una Tablet o un ordenador, es posible administrar su cerradura inteligente, y si llega a perder el teléfono inteligente, tendrá la posibilidad de acceder a la aplicación desde otro teléfono celular y poder hacer los cambios necesarios para deshabilitar su móvil extraviado.

Z-Wave

El Z-Wave es un tipo de tecnología inalámbrica muy similar a la conexión WiFi, suele ser utilizado para el manejo de diferentes dispositivos del hogar, como lo son los sensores, mandos a distancia, enchufes, entre otros.

A pesar de ser parecida al WiFi, la realidad es que requiere de una banda inalámbrica distinta a la del WiFi, pero con las mismas opciones para automatizar su hogar. Es decir, se puede conectar con otros dispositivos de manera bidireccional. Esto permite que sea posible confirmar que los dispositivos recibieron las instrucciones y así tener la garantía de que los dispositivos van a cumplir con las órdenes indicadas.

Como se mencionó anteriormente, este tipo de conexión funciona con una banda diferente al WiFi, así que la señal no va a disminuir el ancho de banda de su WiFi doméstico y la señal Z-Wave puede traspasar las paredes, sin interferir con ninguna otra señal. No obstante, su alcance es menor que el del WiFi, aunque mucho mayor que el del Bluetooth.

Por admin